Blogia
noticias

Zapatero refuerza "absolutamente" el control de las fronteras ante la futura regularización

El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero,
afirmó en el Congreso, durante la sesión de control al Gobierno, que se están
reforzando "absolutamente" todos los medios y efectivos en relación con el
control de la inmigración irregular. Asimismo, manifestó la disposición del
Ministro del Interior de explicar "con detalle" ante la Cámara todas las medidas
que se están tomando en relación con el control de fronteras, para evitar la
inmigración ilegal y también en relación con la UE, que "tiene una tarea muy
importante en esta materia".


Zapatero respondía así a la pregunta del portavoz de CiU Josep
Antoni Duran i LLeida sobre si el Gobierno piensa activar medidas especiales de
control de fronteras, incluyendo el cierre del espacio Schengen, para evitar que
este proceso implique una llegada de extranjeros que pretenda regularizar su
situación en los próximos meses.

"No voy a discutir cuando hay efecto llamada porque la
historia reciente de nuestro país da bastantes sorpresas --respondió el jefe del
Ejecutivo--. Cuando se hicieron leyes para acabar con el efecto llamada hubo más
inmigración ilegal en España que nunca".

NO HABRÁ REGULARIZACIÓN SOBREVENIDA

Asimismo, aseguró que el proceso de normalización tiene unos
requisitos muy claros: "seis meses de residencia y acreditación de una relación
laboral". "No estamos ante una situación que se pueda acreditar de forma
sobrevenida bajo ningún concepto. Simplemente, estará llamada a los que
efectivamente en este momento llevan un tiempo, seis meses en España, y tengan
acreditada una situación de relación laboral", precisó.

A su juicio, este procedimiento, contemplado en la Disposición
Transitoria Tercera del proyecto de Reglamento de la Ley de Extranjería debería
ser compartido por "todo el mundo" porque permite "salir de una situación de
ilegalidad y anormalidad de lo que pasa en el mercado laboral".

Zapatero insistió en que si se articula una política de
ordenación racional de lo que pasa en España con el trabajo ilegal y se
convierte en legal con los requisitos pactados, junto con el refuerzo del
control de fronteras y la garantía de repatriación se conseguirá una inmigración
mucho más ordenada, mucho más legal, con una garantía también de los derechos
humanos.

Por su parte, Duran i Lleida manifestó su preocupación ante el
"efecto llamada" que suponen los sucesivos anuncios del Gobierno sobre la
regularización extraordinaria. "No es que discrepemos de esa regularización, la
consideramos necesaria, pero en cualquier caso sí creemos que tiene un efecto
llamada por el hecho de haberla anunciado tan de antemano", comentó.

CERRAR SCHENGEN

A su juicio, tantos mensajes en este sentido provocan "efecto
llamada innegablemente". Por ello, considera imprescindible reforzar el control
de fronteras y, además, planteó la posibilidad de suspenderla aplicación del
convenio Schengen, como en 2001 lo hizo Bélgica ante un proceso de
regularización de inmigrantes.

"Necesitamos, no simplemente regularizar, sino limitar la
inmigración en la medida en que esto tiene una consecuencia demográfica social y
económica y hay que hablar claro --añadió--. Si no se hace, en el futuro habría
problemas. A partir de ahora espero que a aquellos que no reúnen las condiciones
el Gobierno también se les aplique las medidas oportunas en lo que conlleva no
estar en España de madera legal".

Madridpress.com
27 Febrero 2005
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres